Una buena….

Como es todo en la vida, una de cal y una de arena.

Este sabado me fui a Malacca, ciudad a unas 2 horas de Kuala Lumpur, centro historico de Malasia.

Pero no vengo a hablarles de eso, fui a pasar el dia a una organizacion llamada SOLS247.

La idea surgio hace unas 3 semanas, charlando de que mas podemos hacer, o mejor dicho como podemos ayudar ya que estamos aca en Malasia.

Joana, una chica que trabaja con Juan, tuvo la idea de contactar a esta ONG, que basicamente se encargan de ayudar a chicos de bajos recursos incrementandoles la confianza, ayudandoles a creer y mejorando sus habilidades (en ingles, computacion, presentation skills, etc) para que puedan conseguir un buen trabajo. Tiene cosas muy parecidas a AIESEC, asi que sin dudarlo le dimos para adelante.

El encargado de la organizacion nos dijo que prepararamos lo que quisieramos, lo mas importante, es generarle a estos chicos confianza en si mismos y ayudarlos a creer en su sueños. Suena lindo, no?

Asi, que Joana, Lisa y Yo armamos una mini workshop que duro 3 horas. Basicamente utilizando el espiritu de las Olimpiadas y algunos muy buenos videos, tratamos de hablar de trabajo en equipo y de qué significa ser un Lider. Pero no todo fueron palabras, ellos tenian que experimentarlo.

Hicimos un juego clasico: “Salven al Huevo!“. Es una competencia entre equipos para “salvar” al “ultimo” huevo sobre la tierra. El huevo es tirado de una cierta altura y los equipos, con los materiales dados, tienen que armar algo para que llegue al piso sin romperse.

Muy Divertido! Y los chicos se re engancharon, participaron, discutieron, presentaron sus ideas y tiraron su huevos. Adjunto algunas fotos!

Gracias a Juan, nuestro sponsor oficial del evento, que nos permitio tener regalos para los ganadores y caramelos para todos los participantes.

Asi que despues de 3 horas, terminamos una jornada sabiendo que no es un Chau sino un Hasta luego. Todos sonriendo y confirmando nuestra vuelta en 15 dias.

Yo, Cansada por la corrida de levantarse a las 4 de la mañana y volver a las 7 de la tarde, pero con una sonrisa, tal vez en el fondo, podamos ayudar a alguien…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*